28 de Julio del 2011, Primer Día Mundial contra la Hepatitis

La hepatitis es hoy en día una de las enfermedades infecciosas más graves y prevalentes del mundo. Sin embargo, muchas personas no están aún al tanto del enorme tributo que esta dolencia impone a la salud en todo el planeta.[1] De acuerdo con la Organización Mundial de la salud (OMS), se atribuye un millón de muertes a las infecciones de hepatitis vírica. De hecho, casi uno de cada tres habitantes del mundo (aproximadamente 2 mil millones de personas) padece infección por el virus de la hepatitis B (VHB) y uno de cada doce (más de 520 millones) padece de infección crónica por el VHB o el virus de la hepatitis C (VHC); en conjunto, estos virus son la causa principal de cáncer del hígado en el mundo (78% de todos los casos).[2]

worldhepatitisday2011span.whaLa hepatitis en las Américas
A diferencia de lo que ocurre en algunas otras partes del mundo, la prevalencia del VHB es relativamente baja en la Región de las Américas.[3].[4] No obstante el endemismo relativamente bajo del VHB, la infección sigue siendo la causa de un grado considerable de morbilidad y mortalidad en ciertas poblaciones étnicas y entre grupos de personas cuyo comportamiento los pone en situación de alto riesgo.[5] Los cálculos de morbilidad para América Latina y el Caribe indican que en la región se registran casi 150.000 casos de infección por VHB anualmente, dos tercios de los cuales se concentran en Suramérica.[6]En el Caribe, se notifican aproximadamente 24.000 casos anuales.[7] Además, el VHB se ha convertido en un problema grave en casi todas las comunidades amerindias de la cuenca amazónica así como en otros sistemas ecológicos amazónicos desde el norte y hasta el centro de América del Sur, donde se le considera una causa principal de morbilidad y mortalidad. De los 4 millones de portadores que se calcula que existen solo en Suramérica, más de 30% se encuentra en la región de la cuenca amazónica.[8]

Prevención y tratamiento
La hepatitis vírica puede prevenirse mediante el uso de vacunas, así como con el cribado eficaz de las transfusiones de sangre, el uso de equipos de inyección estériles, prácticas sexuales más seguras, entre otras medidas. A partir de dos de sus áreas prioritarias de salud, a saber, los programas de vacunación y la educación sanitaria, PAHEF apoya plenamente la recomendación de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y la OMS de incluir la vacuna contra el VHB en todos los programas de inmunización, así como la aplicación regular de la vacuna contra la hepatitis B para todos los trabajadores de salud. De estar ya infectados, PAHEF apoya la premisa de que el diagnóstico temprano es el mejor método para recibir y mantener un apoyo médico eficaz, dado que permite a aquellos infectados tomar las medidas necesarias para prevenir la transmisión de la enfermedad a otros y adoptar precauciones relacionadas con su estilo de vida para proteger su hígado contra nuevos daños .

 

Se ha demostrado que el tratamiento de la infección por el VHB reduce el riesgo de cáncer hepático y muerte; se ha calculado que entre 20% y 30% de las personas infectadas con el VHB podrían beneficiarse del tratamiento. No obstante, los medicamentos activos contra el VHB no están ampliamente disponibles o no se utilizan en las personas infectadas con el VHB. Por otra parte, el VHC generalmente se considera una enfermedad curable, pero la realidad es otra para muchas personas. Queda mucho por hacer para asegurarse de que estos avances en los tratamientos conduzcan a un mayor acceso y respuestas de tratamiento más amplias en beneficio de las zonas del mundo con escasos recursos.[9]

 En el 2010, la Asamblea Mundial de la Salud resolvió designar el 28 de julio como el Día Mundial contra la Hepatitis, en un esfuerzo por fomentar el conocimiento y la toma de conciencia en todo el mundo acerca de las hepatitis víricas como problema mundial de salud pública. Como testimonio del compromiso de PAHEF de mejorar la salud en la Región de la Américas, la fundación se suma a las labores de la OMS, la Asamblea Mundial de la Salud y la OPS para hacer frente a este importante problema de salud pública mundial. Al resaltar, una vez al año, la repercusión de la hepatitis, se aspira a fortalecer las medidas de prevención y control de la morbilidad y la mortalidad asociadas a la hepatitis en todo el mundo y, a la postre, contribuir a lograr el objetivo a largo plazo de prevenir nuevas infecciones y alcanzar una verdadera mejora de los resultados sanitarios para las personas que viven con hepatitis B y C.[10]

 Acerca de PAHEF
La Organización Panamericana de la Salud y Educación (PAHEF) es una institución que se dedica a mejorar la salud en la Región de las Américas mediante la promoción, la educación y la capacitación en salud. Fundada en 1968, la fundación tiene su sede en los Estados Unidos y opera bajo sus leyes como obra de beneficencia que colabora con la Organización Panamericana de la salud (OPS) y otros asociados estratégicos de las Américas para movilizar recursos y afrontar conjuntamente prioridades clave en materia de salud, educación y capacitación. Con base en un profundo conocimiento de los problemas de salud más importantes y unas sólidas relaciones con los principales interesados directos de la Región, PAHEF desarrolla exitosas alianzas y proyectos que fomentan la salud en la Región de las Américas.

 



[1] OMS. 2011. Hepatitis: preguntas frecuentes. (Hepatitis: Frequently asked questions.) (http://www.who.int/csr/disease/hepatitis/world_hepatitis_day/question_answer/en/index.html consultado el 26/07/11).

[2] Ibid.

[3] OMS. Hepatitis B, Nota descriptiva No. 204. (Hepatitis B fact sheet No. 204.) Revisada en agosto del 2008. (http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs204/en/ consultado el 26/07/11).

[4] Lok AS, Heathcote EJ, Hoofnagle JH. Gestión de la hepatitis B: 2000-resumen del taller

(Management of hepatitis B: 2000–summary of a workshop.) 2006. Gastroenterology 53.

[5] R. G. Gish, A. C. Gadano. La Hepatitis crónica B: Epidemiología actual en las Américas y las implicaciones para la administración. (Chronic Hepatitis B: Current Epidemiology in the Americas and Implications for Management.) 2007. J Viral Hepat. 13(12):787-798. Blackwell Publishing (http://www.medscape.com/viewarticle/549383_3 consultado el 26/07/11).

[6] Fay OH. La hepatitis B en América Latina: Los patrones epidemiológicos y estrategias de erradicación (Hepatitis B in Latin America: Epidemiological patterns and eradication strategy.) The Latin American Regional Study Group. Vaccine 1990. 8 (Supl.): S100-S106.

[7] R. G. Gish, A. C. Gadano.

[8] Fay OH.

[9] OMS. 2011. Hepatitis: preguntas frecuentes.

[10] Ibid.

 
 
Boletínes digitales
Regístrese
Presente hoy su candidatura
Modelo de proyectos recientes de PAHEF en la región.
Sitemap